Novedades

Casino Royale 52 aniversario - EDITORIAL

Es el vigesimoprimer día de octubre de 1954. Hora: aproximadamente las 20.30 en la costa oeste norteamericana. El primer thriller de Ian Fleming protagonizado por James Bond se adapta a la pantalla chica como un episodio del programa Climax Mistety Theather. ¿Quién interpreta a Bond? ¿Sean Connery? No. ¿Roger Moore? Tampoco ¿Daniel Craig? Ni siquiera había nacido. Bond es interpretado por un desconocido norteamericano llamado Barry Nelson (nombre real Robert Nielsen)... ¡¿un espía inglés interpr

La historia sigue de una forma algo fiel al bestseller de Fleming: James Bond (no es el agente 007, sino “Cardsense Jimmy Bond” – es decir, “Jimmy Bond, la mente jugadora”) es enviado al Casino Royale, unbicado, suponemos, en algun lugar de Francia. Cuando entra al casino intentan dispararle, pero se salva al usar como parapeto una columna. Pasado el susto, Bond conoce a Clarence Leiter (Michael Pate, recordado como el Señor Quintana en algunos capítulos de la popular serie “El Zorro”), con quién toma una bebida en el bar del casino, donde James le enseña a jugar al baccarat. Clarence, agente del MI6 británico, le informa a Jimmy de su misión: encargarse de Le Chiffre (Peter Lorre), un agente al servicio de los soviéticos que ha estado perdiendo fondos de su empresa en el casino. “¿Tendré que matarlo?” pregunta Jim. “No sera necesario –contesta Clarence- morirá de todas formas si juegas bian a tus cartas”.

Le Chiffre intentará recuperar el dinero que debe apostando fuerte y Bond será el enviado a competir contra él para que se cumpla su sentencia de muerte.

Poco más tarde, Bond se reencuentra con Valerie Mathis (Linda Christian, la esposa de Tyrone Power), a quién conoció en un casino en Biarritz tiempo atrás. Valerie es una agente de la Deuxième Bureau, pero a la vez trabaja para Le Chiffre, aunque Bond no sabe ninguna de estas dos cosas. Valerie acompaña a Jimmy a su habitación, ubicada justo debajo de la de Le Chiffre, que está llena de micrófonos ocultos. Bond prende la radio a todo lo que da y entonces habla con Valerie. Él sospecha que ella fue mandada por Le Chiffre y Bond le pregunta por los micrófonos. Ella asegura no saber nada de esto y ahí Jimmy se entera que los micrófonos no están para vigilarlo a él sino para probar que Valerie cumpla con las órdenes de Le Chiffre. “Vas a decirme esas cosas palabras por palabra” dice Bond. Ella le advierte que no juege en contra de Le Chiffre porque lo matará. Ella luego se retira.

Poco antes del gran juego, alguien llama a Bond por teléfono para advertirle que “si gana, ella (Valerie) perderá... nada menos que su vida”. Bond advierte a Leiter que cuide a Valerie. Finalmente, Bond vence a Le Chiffre pero él y Valerie son capturados, y sometidos a una sádica tortura para que James confiese dónde escondió el cheque de las ganancias del juego. Bond debe resistir a la tortura, recuperar el cheque y derrotar de una vez por todas a Le Chiffre.

Es difícil, sino imposible, que alguién no aficionado a Bond recuerde este telefilm. Es una adaptación medianamente fiel al libro pero las alteraciónes hechas son drásticas: James Bond americano, Clarence, en vez de Felix Leiter, inglés, Valerie Mathis en vez de Vesper Lynd. No digo que sea una mala película, sino que resulta aburrida de a momentos, pese a lo rápida que es (1 hora de duración). Tiene malos efectos especiales (los disparos contra Bond al comenzo de la cinta) y varios errores: Los actores olvidan sus frases en breves momentos (recordemos que fue filmado en vivo), podemos ver como un reflector enfoca a Barry Nelson y Bond y Leiter ordenan un Scotch con soda y agua, pero les sirven dos bebidas oscuras y éstos ni se inmutan.

Nelson forma a su Bond no como el elegante espía de Fleming, sino como un policía timbero más conocido por sus triunfos en el juego que por sus hazañas como espía. Contra él está Le Chiffre, interpretado por Peter Lorre, el famoso actor hungaro, que, pese a su reputación, no actúa demasiado bien ni parece amenazante: se ríe constantemente, hace muecas y juega con su revólver. Los ayudantes de éste tampoco son villanos extraordinaios a la altura de Jaws (La espía que me amó, 1977 y Moonraker, 1979) u Oddjob (Goldfinger, 1964), son matones de los más comunes que uno se encontaría como guardia de seguridad en un boliche bailable: Basil (Gene Roth, que apareció en un capitulo de Los Tres Chiflados) es un rubio grandulón y corpulento que no tiene nada más amenazante que su aspecto, y los otros, Zurov y Soltan no tienen ni siquiera el aspecto de amenazantes.

Valerie Mathis, la “primer” chica Bond, es una agente de la Deuxième, pero no actúa como tal, sino como una dama típica de los años cincuenta. No está a la altura de otras espías femeninas de la serie Bond oficial, como Anya Amasova, Wai Lin, “Jinx” Johnson o Holly Goodhead.

Los diálogos son originales, pero no causan demasiada gracia ni son tan inteligentes como los de la serie oficial. Veamos algunos:

Leiter: “¿Tú eres el tipo al que le dispararon?”

Bond: “No, fui al que le erraron”

Guardia del Casino: “Ud. no ha jugado aún, señor, por lo tanto no querían su dinero”

Bond. “Tampoco querían mi autógrafo”

Acción hay muy poca, lo que torna el metraje muy aburrido, solamente al final hay algunos tiros y piñas, pero toda la acción que hay en esta película se concentra en el partido de baccarat y en el romance entre Bond y Valerie. Creo que se podrían haber agregado escenas del libro de mucha acción como el atentado contra Bond en la puerta del hotel o la persecución en coche. De todas formas... recordemos que esto fue en 1954.

El único ayudante de Bond en esta aventura es Clarence Leiter (Felix en la novela), del Servicio Secreto Inglés, que interpreta Michael Pate, quien, en mi opinión, no compone un mal Leiter, y, a propósito, es incluso mejor Leiter que otros de la serie oficial como Norman Burton o Cec Linder.

Realmente, no podemos decir que ésta sea una gran aventura de Bond... elementos vitales del libro modificados, errores, poca acción, pocas locaciones (la acción se desarrolla día y noche en el casino, ¡no se ve un rayo de sol en todo el telefilm!), pocas chicas Bond, villanos comunes y cómicos... pero bueno, recordemos, esto fue en 1954.

CALIFICACIONES:

Bond: 4 /10

Chicas Bond: 5 /10

Villanos: 3/10

Aliados: 7/10

Escenas de acción: 1/10

Diálogos: 6/10

Argumento: 7/10

CALIFICACIÓN TOTAL 4.75 / 10

Nicolás Suszczyk

www.bondcollection.com.ar